Clínica de la ansiedad

Habilidades sociales: Definición y ejemplos

En la actualidad se habla mucho de la importancia de las habilidades sociales y lo cierto es que estamos ante un conjunto de estrategias que nos serán muy útiles en todo tipo de ámbitos.

Por eso, a través de este artículo explicaremos qué son las habilidades sociales y, además, conoceremos una serie de consejos que nos ayudarán a mejorarlas.

Contents

¿Qué son las habilidades sociales?

Podemos definir las habilidades sociales como al conjunto de estrategias de conducta y a la capacidad para aplicarlas en distintas situaciones sociales.

Para comprender la importancia de las habilidades sociales es imprescindible destacar que nos permiten expresar todo tipo de sentimientos, emociones, actitudes u opiniones que estarán adaptadas tanto al contexto como a la situación.

Una correcta gestión de las habilidades sociales nos será de gran ayuda a la hora de mejorar las relaciones interpersonales, así como también nos permitirá conseguir todo tipo de objetivos en distintos ámbitos, de modo que es primordial potenciar nuestras habilidades sociales. ¿Verdad?

Tipos de habilidades sociales

Si hablamos de habilidades sociales, conviene aclarar que pueden ser de diversos tipos. Por ejemplo, mencionaremos las habilidades sociales básicas como una de estas variedades que existen y donde incluiríamos habilidades como escuchar, formular una pregunta o iniciar una conversación.

A pesar de que este tipo de habilidades pueden parecer sencillas, la realidad es que son muchas las personas que no las dominan, por lo que tendrán muchas dificultades a la hora de relacionarse, especialmente en aquellos ámbitos que no sean del entorno cercano.

Por otra parte, hay que hablar de las habilidades sociales complejas como otro de los tipos que existen y que incluyen una serie de aspectos como, por ejemplo, empatía, es decir, la capacidad que tenemos para ponernos en el lugar de otra persona.

La asertividad es otra de las habilidades sociales que podríamos considerar como compleja y se refiere a la habilidad para ser claros y directos, con la particularidad de que se transmite la información sin herir los sentimientos de los demás y sin menospreciar la valía de los otros.

Si hablamos de habilidades sociales complejas hay que mencionar la inteligencia emocional como otra de las habilidades más importantes y que está relacionada con la capacidad para manejar los sentimientos y las emociones de forma adecuada y en concordancia con la situación o el contexto.

Es evidente que existen diferencias significativas entre las habilidades sociales simples y las complejas, aunque hay que aclarar que todas estas habilidades se pueden trabajar y potenciar.

¿Por qué son importantes las habilidades sociales?

El impacto que tienen las habilidades sociales en el día a día es muy elevado, siendo una parte fundamental en cualquier ámbito.

Desarrollar y potenciar nuestras habilidades sociales nos permitirá conseguir una relación satisfactoria con los demás, con la ventaja de que estos beneficios se dan tanto en el ámbito laboral como familiar o en pareja.

Otra de las razones por las que mejorar las habilidades sociales se debe a que nos servirá para mejorar la autoestima, un aspecto fundamental ya que nos permitirá mejorar nuestra calidad de vida y, a su vez, tener una mayor facilidad a la hora de alcanzar las metas u objetivos.

Queda claro que mejorar las habilidades sociales es una opción muy aconsejable y que nos reportará numerosos beneficios.

Además, hay que tener en cuenta que tenemos a nuestra disposición todo tipo de recursos y herramientas que nos servirá para mejorar y potenciar las habilidades sociales.

En algunos casos es necesario solicitar ayuda profesional, especialmente aquellas personas que tengan grandes dificultades para poner en práctica habilidades sociales consideradas como básicas.

¿Cómo mejorar las habilidades sociales?

Las habilidades sociales, al igual que sucede con la amplia mayoría de conductas, pueden potenciarse si trabajamos en ello. A continuación, conoceremos una serie de consejos prácticos que nos ayudarán a potenciar nuestras habilidades sociales.

Primeramente, destacaremos la importancia de la escucha activa, es decir, prestar atención a quién se dirige a nosotros y es que nos permitirá obtener información y, lo más importante, comprender el punto de vista del interlocutor.

La escucha activa no se refiere únicamente a escuchar las palabras, sino que se busca comprender la esencia del mensaje. Para ello, es necesario prestar atención al interlocutor y realizar comentarios sin interrumpir la conversación.

Otro aspecto fundamental para mejorar las habilidades sociales consiste en mejorar la comunicación verbal y, para ello, hay que tener en cuenta una amplia variedad de detalles como, por ejemplo, modular tanto el volumen como el tono de voz, un detalle fundamental para que las conversaciones sean más amenas y agradables.

Mejorar la comunicación verbal implica saber iniciar o acabar una conversación, así como también es importante mantenerse alejado de temas polémicos.

Por otro lado, hay que prestar también atención a la comunicación no verbal, siendo esencial prestar atención al lenguaje corporal, dado que nos dará mucha información en una conversación.

Finalmente, no podemos concluir este listado de recomendaciones para mejorar las habilidades sociales sin hablar de la importancia de la empatía, siendo una cualidad que necesita ser entrenada.

Como ya hemos comentado anteriormente, la empatía es la capacidad que tenemos para ponernos en la situación de otra persona.

Para tener un grado de empatía óptimo es necesario comprender su realidad ante una situación: ¿cómo la vive? ¿cómo le ha afectado esta situación? Si mejoramos la capacidad para empatizar, tendremos un mayor éxito en nuestras relaciones interpersonales.

Es evidente que son muchas las alternativas que tenemos a nuestro alcance a la hora de mejorar las habilidades sociales, con la ventaja añadida de que podemos recurrir a los servicios de un profesional que nos guiará y ayudará durante este proceso de cambio.

No hay que olvidar que si no potenciamos nuestras habilidades sociales corremos el riesgo de padecer una amplia variedad de patologías mentales, siendo la ansiedad o la depresión algunos de los ejemplos más comunes en la actualidad.

En definitiva, las habilidades sociales nos permitirán desenvolvernos mejor en todo tipo de situaciones y entornos, como en el ámbito laboral o personal.

Si tienes dudas consulta con nuestros profesionales en Barcelona

Deja un comentario

Entrevista Gratuita
1
¿Quieres que lo hablemos?
Psicoanálisis Directo Online
Hola¡¡ Necesitas que te ayude a....